Los orígenes de la unión entre el teatro y la educación emocional son relativamente recientes si lo comparamos con la antigüedad y los orígenes del teatro. En la década de los años 70, Augusto Boal crea, dentro de las nuevas corrientes del Teatro del Siglo XX, lo que él llamó “Teatro del oprimido”, que terminó siendo una metodología para tratar temáticas sociales en el escenario a través de un aprendizaje vivencial.

Este es un ejemplo del acercamiento entre Teatro y psicología, bases que muy estrechamente ya había venido trabajando el gran teórico teatral Stanislawski.

A continuación te mostramos las vinculaciones entre ambos términos y cómo puede ayudar el teatro al desarrollo de la educación emocional, tanto para adultos como para niños.

El teatro como herramienta de aprendizaje

El entrenamiento del actor, tanto física como psicológicamente, se ha aprovechado para crear nuevas tendencias pedagógicas e incluso psicológicas, de forma que los ejercicios que se realizaban exclusivamente para la puesta en escena, se han transformado en una especie de terapia y ayuda al conocimiento interno de cualquier persona, le guste o no la interpretación.

El teatro y la educación emocional

Implicaciones del teatro y las emociones

Las emociones están presentes en todo lo que hacemos en nuestra vida. En el teatro, como imitación de la realidad, lo están aún más. El actor y la actriz, gracias a su aprendizaje y control, deben saber llegar a cada emoción y recrearla ante el público, de forma que no se vea la preparación anterior ni la técnica empleada.

El control de la emoción y de los estados de ánimo son primordiales para el trabajo interpretativo.

Educación emocional a través del teatro

Ese control y acceso voluntario a las emociones es lo que muchos terapeutas han rescatado de las técnicas interpretativas y lo han trasladado al campo de lo emocional e incluso de la psicología. Si un actor o actriz puede realizar ese entrenamiento, cualquier persona, a priori, podría cambiar de la risa al llanto con facilidad.

Educación emocional y su desarrollo en el teatro

Desarrollo de la inteligencia emocional a través del teatro

Identificar lo que sentimos, cómo lo sentimos y en el grado en que lo sentimos, así como saber salir de esa realidad para transformarla son elementos importantes dentro de nuestra inteligencia emocional. El hecho de “ser conscientes” de lo que nos ocurre interna y externamente son algunas de las técnicas de observación que se trabajan a través del Teatro.

El teatro como medio para la expresión de las emociones

En el escenario nos sentimos libres, nos revestimos con la “máscara” del personaje y vivimos otras vidas, otras situaciones diferentes a las nuestras. Esto nos permite “jugar” y volver a la parte lúdica que todo adulto tiene y que no debería perder.

Las emociones y el teatro

La importancia de las emociones en los niños

En una etapa como la de la infancia es de vital importancia crear las bases del aprendizaje humano y sensitivo, y para ello podemos recurrir a técnicas como las que se emplean en el Teatro. A través de dramatizaciones, improvisaciones… y diversos ejercicios, vamos introduciendo al alumno en un mundo de sensaciones y sentimientos, que lo ayudan a creer internamente, a sentirse valorado y a potenciar la autoestima.

Vocablos como la Teatroterapia o Teatro terapéutico son cada vez más usados en un mundo y una sociedad como los nuestros, donde todos son prisas, es un buen momento para desconectar y volver a la esencia de la comunicación humana, a la observación y a la imitación. Al trabajo sensitivo y sensorial.

En Scena Málaga ponemos a tu disposición todos nuestros talleres de teatro, cursos de interpretación y cursos online para que puedas desconectar y volver a conectar con tus emociones. ¡Súbete a las tablas!